Anuncio

Colapsar
No hay anuncio todavía.

el gran problema que Jesus toco mandamientos de hombres constituciones politicas.....

Colapsar
X
 
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • el gran problema que Jesus toco mandamientos de hombres constituciones politicas.....

    el gran problema que Jesus toco fue y es la tradiciones de nacion o tradiciones
    mateo 15
    Hipócritas, bien profetizó de vosotros Isaías, cuando dijo:
    15:8 Este pueblo de labios me honra;
    Mas su corazón está lejos de mí.
    15:9 Pues en vano me honran,
    Enseñando como doctrinas, mandamientos de hombres.
    15:10 Y llamando a sí a la multitud, les dijo: Oíd, y entended:
    entendemos por mandamientos de hombres las constituciones politicas de los paises,leyes,........
    jeremias 10:2 Así dijo Jehová: No aprendáis el camino de las naciones, ni de las señales del cielo tengáis temor, aunque las naciones las teman.
    jer 10:3 Porque las costumbres de los pueblos son vanidad; porque leño del bosque cortaron, obra de manos de artífice con buril.
    stg 4,4 Oh almas adúlteras! ¿No sabéis que la amistad del mundo es enemistad contra Dios? Cualquiera, pues, que quiera ser amigo del mundo, se constituye enemigo de Dios
    FILIPENSES 4,13
    ¡ TODO LO PUEDO EN CRISTO QUE ME FORTALECE¡

  • #2
    Hipócritas.
    Ver com. Mat. 6: 2.
    Profetizó... Isaías.
    Ver com. Isa. 29: 13. Las palabras de Isaías describían a Israel en los días del profeta, como se ve por el contexto, pero también eran ciertas en el caso de los Judíos de los tiempos de Cristo (ver com. Deut. 18: 15). Por eso cuando Cristo dijo: "Profetizó de vosotros Isaías", no quiso decir que Isaías predijo algo particular y exclusivamente aplicable a los Judíos de los días de 610 Cristo, sino más bien que la descripción que Isaías hizo de Israel en los días del profeta, "bien" se aplicaba también a la gente de los días de Cristo.
    Me honra.
    Pretendiendo obedecer la voluntad de Dios, "los ancianos" (vers. 3) en realidad estaban "enseñando como doctrina mandamientos de hombres" (vers. 7). Era una cuestión de salvación por la fe o por las obras. Jesús afirmó que los que adoran a Dios deben hacerlo "en espíritu y en verdad" (Juan 4: 23-24). El énfasis que dio a esta verdad puso a Cristo en un acerbo conflicto con los dirigentes Judíos. El peligro de ensalzar los preceptos humanos y aun las interpretaciones humanas de los requerimientos divinos por encima de "lo más importante de la ley" (Mat. 23: 23) no es menor hoy que lo que fue entonces.
    7.
    Enseñando como doctrinas.
    Literalmente, "enseñando [como] enseñanzas".
    8.
    Mandamiento de Dios.
    La forma singular, como es el caso aquí, se refiere a todo lo que Dios ha ordenado: toda su voluntad revelada (ver com. Mat. 22: 37, 39). "Amplio sobremanera es tu mandamiento [de Dios]" (Sal. 119: 96); incluye "el todo del hombre" (Ecl. 12: 13). El ideal puesto ante nosotros es que seamos "perfectos", como nuestro "Padre que está en los cielos es perfecto" (Mat. 5: 48).
    Tradición.
    La "tradición de los hombres" resalta en contraste irreconciliable con "el mandamiento de Dios".
    Los lavamientos.
    La evidencia textual favorece (cf. p. 147) la omisión del resto del vers. 8, comenzando con estas palabras. Sin embargo, la declaración es incuestionablemente verdadera, pues el mismo pensamiento se expresa en los vers. 4, 13.
    “La mayor necesidad del mundo es la de hombres que no se vendan ni se compren; hombres que sean sinceros y honrados en lo más íntimo de sus almas; hombres que no teman dar al pecado el nombre que le corresponde; hombres cuya conciencia sea tan leal al deber como la brújula al polo; hombre que se mantengan de parte de la justicia, aunque se desplomen los cielos” (La Educación, pág 54)

    Comentario

    Trabajando...
    X