Anuncio

Colapsar
No hay anuncio todavía.

Actitudes que pueden llevarte al divorcio (Parte 1)

Colapsar
X
 
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • PABLO GONZALEZ
    respondió
    Hola. Aun esperando la segunda Parte. Saludos

    Dejar un comentario:


  • galvin
    respondió
    Originalmente publicado por mnicaragua77 Ver Mensaje
    Me parece interesante lo que has escrito. Te cuento mi caso, cumplire 15 años de casada y he vivido en un matrimonio, no se si llamarle "matrimonio" donde todo lo que has descrito, se ha dado. Pase la mitad de estos años luchando con pornografia en mi hogar, cuando pense que todo se habia arreglado, ahora batallo con los juegos online (playstation, internet), mi esposo pasa practicamente todo el dia y se viene acostando hasta las 3 o 4 de la madrugada. Ya le he entregado todo al Señor, pero a veces pienso, que si Dios quiere que siga viviendo esta vida, tengo hijos creciendo en plena adolescencia y niñas que ven el dia a dia todo esta situacion anormal. A veces [ienso q si una separacion lo haran entrar en uso de razon y ver lo q esta perdiendo. Que me puedes decir a eso...no soy la unica talvez q lidia con esto, pero como es mi mundo,,lo siento asi.
    Saludos mnicaragua77,

    ¿Han buscado ayuda profesional? Y no me refiero al pastor de la iglesia. Me refiero a terapia familiar. Sería lo ideal. Ya que me imagino que se ha sentado con su esposo y han hablado sobre el tema. Le recomiendo que escuche mientras un programa sobre la familia que tiene emisora adventista: http://radioamanecer.org. También le dejo su cuenta de SoundCloud: https://soundcloud.com/radioamanecerrd. Y su playlist puede buscar el programa: Restauremos la familia.

    Dejar un comentario:


  • mnicaragua77
    respondió
    Me parece interesante lo que has escrito. Te cuento mi caso, cumplire 15 años de casada y he vivido en un matrimonio, no se si llamarle "matrimonio" donde todo lo que has descrito, se ha dado. Pase la mitad de estos años luchando con pornografia en mi hogar, cuando pense que todo se habia arreglado, ahora batallo con los juegos online (playstation, internet), mi esposo pasa practicamente todo el dia y se viene acostando hasta las 3 o 4 de la madrugada. Ya le he entregado todo al Señor, pero a veces pienso, que si Dios quiere que siga viviendo esta vida, tengo hijos creciendo en plena adolescencia y niñas que ven el dia a dia todo esta situacion anormal. A veces [ienso q si una separacion lo haran entrar en uso de razon y ver lo q esta perdiendo. Que me puedes decir a eso...no soy la unica talvez q lidia con esto, pero como es mi mundo,,lo siento asi.

    Dejar un comentario:


  • nathy
    respondió
    Originalmente publicado por PABLO GONZALEZ Ver Mensaje
    Que dira la segunda parte, está interesante.
    Hola pablo que lindo verte , disculpa que me doy unas perdidas que no son.jugando y todavia a estas alturas no he puesto la segunda parte pero mi palabra empenada contigo que la edito bendiciones del Cielo para ti y tu familia

    Dejar un comentario:


  • PABLO GONZALEZ
    respondió
    Que dira la segunda parte, está interesante.

    Dejar un comentario:


  • Actitudes que pueden llevarte al divorcio (Parte 1)

    Cuando se da el gran paso del matrimonio, la mayoría está con la ilusión de vivir una historia de amor, cumplir la promesa “para toda la vida”. Sin embargo, con el tiempo todo cambia, algunos para bien, pero muchos para mal, y esto derivado de actitudes que en lugar de ayudar a fortalecer la relación matrimonial, la desgastan. Aquí diez actitudes que pueden llevar al fracaso, siempre y cuando no se haga nada para mejorar.

    1) Egoísmo

    Es muy triste, pero real, el hecho de que al casarse muchos cambian la mentalidad de siervos por egoísta. En el noviazgo las parejas buscan agradarse uno al otro. Su prioridad es hacer sentir bien a la pareja; pero después del “sí acepto” algo sucede que empiezan hacerse flojos en el amor, y en lugar de decir ¿qué voy hacer por él o ella? cambia a ¿qué va hacer él o ella por mí. Primero que me sirvan. Lo contrario a esto es una actitud de servicio en la vida cotidiana para que la relación perdure en amor.

    2) Manipulación

    Una actitud manipuladora busca persuadir o exigir al cónyuge no tanto por avanzar juntos, si no para sacar provecho a sus propios intereses, sin importar sacrificar los deseos del otro. No permitirle que haga esto o aquello, simplemente porque le incomoda o no va acorde a las ganas del otro, se priva constantemente a una persona de hacer lo que le gusta, lo cual tarde o temprano puede provocar un desgaste emocional que lo llevará al desinterés por su pareja. Mejor es motivarlo hacer lo que le gusta y que lo haga bien para su crecimiento personal.

    3) Desinterés

    La falta de atención es una de las principales causas por las que un matrimonio va perdiendo interés. Sea porque dejan que las dificultades los agobien, los sentimientos de enfado se acumulen, entran en una monotonía u otros factores que hacen dejar los detalles que enamoran día a día. Se pierde un sencillo pero emotivo buen día con un gran beso o un fuerte abrazo. Contrarrestar esa actitud, es estar al pendiente de las necesidades físicas y emocionales de la pareja, el volver a tomarse de las manos, mirarse a los ojos y hacerse saber que están ahí para cuando lo necesitan, en las buenas y las malas. Disfrutar de una cita juntos, sin hijos, solos, por lo menos una vez a la semanal para ir a un lugar que ambos disfruten mucho.

    4) Soberbia

    Esto sucede cuando uno de los cónyuges siente muy seguro al otro, porque lo ve por encima del hombro, dado que tiene un sentimiento de gran valoración ya sea por su físico, poder económico, inteligencia, u otras características que le dan satisfacción de orgullo propio, y de manera errónea considera a su pareja inferior y sin él o ella no haría gran cosa. Incluso, rara vez admite errores y no acepta argumentos. No se esfuerza por su pareja. Considera que con el simple hecho de estar a su lado es más que suficiente. El problema con esta actitud es que tarde o temprano pierden relaciones, no solo familiares, si no de trabajo y de amistad. Todo lo contrario a esto es la humildad.

    5) Irrespetuosa

    La falta de respeto lleva a no frenar las palabras, pensamientos y acciones llenos de ira, amargura y frustración con el cónyuge. De ahí el maltrato verbal, físico y/o psicológico; también el sarcasmo y la critica. Lamentablemente cuando se transgrede esta línea del respeto, se pierde la base fundamental más importante de una relación y familia. Cuando no existe respeto, se pierde autoestima, deseo hacia la pareja, y la esencia del matrimonio que es el amor. Hay que valorar a la pareja, jamás hacerlo sentir menos; en caso de un desacuerdo, se debe comunicar en tiempo y forma prudente sin ofender.

    Si te identificaste con alguna de estas primeras actitudes que afectan a una relación matrimonial, recuerda que nunca es tarde para cambiar. Dios da la oportunidad de empezar de nuevo y reescribir el resto de tu historia, porque el matrimonio no se hizo para sobrellevar en sacrificio, sino para disfrutar en servicio, amor y respeto.

    Cvclavoz.com
Trabajando...
X